El futbol parecía importante…

17/03/2020 / @fcbfan_mfd

¿Cómo está yendo vuestra cuarentena? En la mía está habiendo de todo: como si de una montaña rusa se tratara, combino momentos de esperanza que me llevan a diseñar proyectos de futuro para cuando toda esta pesadilla sea historia, con ratos de miedo y congoja que me paralizan, presagiando lo peor incluso en mi propia carne. Este es el problema de haber sido mucho más consciente que la mayoría de la gravedad de lo que nos venía encima.

Aquí me tenéis superando el #10toqueschallenge durante el confinamiento. Tenéis el vídeo abajo.

Debido a mi trabajo tengo contacto directo a diario con la realidad de China, y he podido comprobar a través de los vídeos y las explicaciones que me han ido llegando durante los dos últimos meses que este virus nos iba a descuartizar. De hecho, desde que detectaron el primer caso en Catalunya, yo supe perfectamente que en pocas semanas estaríamos en la situación dramática en la que estamos ahora, y por ello tenía miedo de salir a la calle e incluso intentaba evitar situaciones en las que me expusiera demasiado.

Y viendo que nuestros gobernantes no hacían nada de lo que tenían que hacer, me ponía las manos en la cabeza y el miedo se iba apoderando de mí. Me daba la sensación de vivir en una realidad paralela a la del resto de ciudadanos, viendo fantasmas y tinieblas donde nadie más los veía. Quería gritar: ¡¡¡insentatos, corred!!! Pero me habrían tachado de alarmista. La ignorancia es terrible.

Pensaba… ¿cómo puede ser que teniendo la experiencia de China de solo hace un mes aún sigan diciendo que no es mucho peor que la gripe? ¿Cómo no se dan cuenta de que, si no nos paramos todos a los 50 primeros casos, en dos o tres semanas tendremos las UCIs colapsadas y los médicos tendrán que escoger a quién ayudan a vivir y a quién dejan morir?

Como decía, los primeros culpables son nuestros gobernantes, porque si yo fui capaz de detectar el peligro -y soy un ciudadano normal-, ellos deberían haber sido también capaces de conocer la realidad de lo que venía. Desde su posición podrían haber preguntado a los científicos que habían analizado la situación en China, y también a las propias autoridades chinas, que para esto está la diplomacia y las relaciones internacionales. No era muy difícil, porque si a mí me llegaba la información, imagínate a ellos: ¡no estamos hablando de documentos clasificados!

Pero no; permitieron manifestaciones, aglomeraciones y mítines, que la gente siguiera con su vida normal… Hasta llegar donde estamos hoy y donde estaremos mañana. En sólo una semana han pasado de pedir calma y quitarle hierro minimizando el problema a ofrecer ruedas de prensa con rostro serio y desencajado informando del número exponencial de infectados y muertos. Son unos sinvergüenzas. Unos grandes idiotas e ignorantes que nos han vendido a todos. Iba a seguir pero mejor me pare aquí para no soltar más improperios.

Yo (y muchos de los míos) vivimos hoy en día con la espada de Damocles encima. Soy perfectamente consciente de que he estado en la línea de transmisión (soy de Igualada y estuve allí el domingo día 8, justo uno o dos días antes de que se detectara el virus en la ciudad) y de que en cualquier momento de las dos siguientes semanas se me pueden manifestar los síntomas. La suerte está echada y la ruleta rusa en marcha. Puede que penséis que soy un exagerado, pero esta es la cruda realidad, negarla sería de necios. Podría darse perfectamente, y vivo (o sobrevivo) con ello.

En estas circunstancias, solo nos queda rezar y ver cómo evoluciona la pandemia en nuestro país en general y en nuestras casas en particular. E intentar pasar el confinamiento lo mejor que se pueda, como por ejemplo superando el reto de #10toqueschallenge con uno de los objetos más codiciados del momento. ¡Aquí va mi intento superado!

Por lo demás, da ya absolutamente todo igual, fútbol incluido. Aunque, ya puestos, si no se puede acabar la Liga, ¡que se la den al Barça, que por algo va líder!


¡Si quieres que te notifique en el e-mail cada vez que haya una nueva entrada en el blog introduce tu correo electrónico!

Procesando…
¡Lo lograste! Ya estás en la lista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.